¡En este pueblo de Michoacán es Navidad todo el año!
Random

¡En este pueblo de Michoacán es Navidad todo el año!

En Tlalpujahua se producen un millón de esferas al año.

Por: Nación Rex

En Tlalpujahua, Michoacán nunca dejan de celebrar la Navidad: en las calles se observan pinturas y decoraciones navideñas todo el año y además su población se encuentra inmersa en el glitter y el esmalte color carmín que caracteriza la época ya que la principal fuente de empleo de este pueblo es la creación de adornos y esferas navideñas.

También aquí es la casa de La Feria de la Esfera, que empieza a celebrarse desde el 30 de septiembre hasta mediados de diciembre. La mayoría de los habitantes se dedica todo el año a trabajar en los preparativos de esta fiesta, descansando únicamente en días festivos.

Las personas que asisten a La Feria de la Esfera pueden encontrar todo tipo de decoraciones para adornar su hogar y bañarse del espíritu navideño, desde cosas bonitas como esferas decoradas con glitter, hasta cosas que no comprarías por nada del mundo, como decoraciones navideñas con el logo de las Chivas o del América. También hacen delicadas esferas transparentes con cintas de colores en su interior, para darle un toque único al arbolito de Navidad.

La mayoría de los talleres son negocios familiares en donde todos los miembros participan en las actividades preparativas. Tan solo en un taller familiar se llegan a fabricar alrededor de 200 mil piezas de cristal al año, utilizadas para decorar hogares de todo México y se han llegado a exportar a la Casa Blanca o el Vaticano.

Entre otros adornos que se pueden encontrar en Tlalpujahua son flores y frutas de cristal, que son vendidos como centros de mesa el resto del año, aunque su fuerte son las decoraciones navideñas, siendo el sustento económico de esta localidad, declarada Pueblo Mágico en el 2005.

La elaboración de estos adornos provee de empleo a 1,600 personas y atrae a más de 25 mil turistas al año.

La popularidad de este pueblo como la cuna de la Navidad es relativamente reciente, pero a finales del siglo XIX cerca de este pueblo se encontraba uno de los yacimientos de oro y plata más ricos de toda Latinoamérica en la mina Dos Estrellas. Sin embargo, en 1959 se agotaron los metales y terminó la producción, por lo que los habitantes que decidieron quedarse tuvieron que encontrar una nueva fuente de empleo.

El primero en introducir las artesanías de cristal soplado al pueblo de Tlalpujahua fue un habitante de la comunidad que nació a finales del siglo XIX llamado Joaquín Muñoz, quien cuentan llegó al pueblo con muestras de esferas de Estados Unidos y los demás habitantes tuvieron que aprender el oficio, a pesar de haber sufrido unas cuantas quemaduras al principio. Posteriormente, este señor fundó la fábrica de esferas más grande de Latinoamérica, pero cerró en 1970 tras la muerte de Muñoz. Sin embargo, esto no detuvo a los habitantes para continuar con la tradición de crear artesanías navideñas.

¿Cómo le hacen para fabricar las esferas?

Se ve súper sencillo y es satisfactorio ver cómo se hacen, pero tiene su chiste. Primero hay que fundir el vidrio que los artesanos adquieren en forma de tubos alargados, calentándolos a altas temperaturas y después les dan forma, soplándoles aire con la boca. Con este proceso pueden hacer distintas formas, ya las clásicas esferas redonditas o tipo gotita, dependiendo del tipo de decoración a hacer.

Para darle ese efecto metálico, sumergen las esferas en nitrato de plata y agua caliente, lo que le da ese efecto “mágico” a las esferas. Esta aleación está hecha especialmente para las esferas, ya que son indelebles al agua y resisten la luz y el calor de los foquitos navideños, para que no haya problemas al encender el pinito.

 

Después de este proceso ya están listas para pintarse o decorarse con infinidad de formas y colores, que van desde cosas bonitas que le gustarían a tu mamá, como flores de nochebuena o garigoleado con glitter, hasta personajes de dibujos animados o logotipos de equipos de fútbol.

Al final, hacen el corte para colocar el casquillo que permitirá colgar la esfera en el árbol y se empacan, listas para ser vendidas.

Todo esto no solamente convierte los talleres locales en centros de creación artesanal, sino también un lugar para que los turistas puedan ver el proceso de creación de estos adornos.

En el pueblo se ofrecen paseos a los visitantes en donde pueden observar cómo los artesanos ponen manos a la obra y poder comprar adornos para llevar a casa.

A pesar de que la temporada navideña termina en unas semanas y la feria está a punto de terminar, la gente en este pueblo no dejará de trabajar, preparándose de nuevo para el próximo año vivir la época más feliz en el pueblo y bañar de Navidad los hogares de aquellos turistas que visitan Tlalpujahua durante la época.

A partir del segundo 0:25  podrás ver cómo se hacen las esferas en Tlalpujahua en el video de aquí abajito.

 

Temas

  • Xmas

Comentarios

Te puede interesar